Revisión de Subaru XV 2021

¿Es el Subaru XV un óptimo coche?

Merece la pena estimar el Subaru XV si precisa un SUV sólido que sea práctico y no intimidante de conducir, pero que asimismo sea capaz en rutas escurridizas y campos embarrados.

Abra la puerta del conductor y va a ser recibido por un interior principalmente negro que está animado por costuras naranjas contrastantes. Las perillas y perillas enormes afirman que el tablero sea simple de utilizar, pero no está tan bien construido como lo que hallará en el Skoda Karoq.

En el lado positivo, el sistema de infoentretenimiento con pantalla táctil de 8.0 pulgadas del XV es tan enorme como el del Karoq y viene con radio DAB y varias opciones de conectividad como Bluetooth, Apple CarPlay y Android Coche. Generalmente, el sistema de Subaru es un tanto mucho más colorido y mucho más simple de emplear que los de otras elecciones niponas, pero en último término no es tan sensible como el sistema Skoda.

Los modelos XV de alto rango tienen tapicería de cuero y asientos delanteros de aspecto deportivo pero verdaderamente cómodos. El espacio en el frente es bueno y no deberás pelear por el espacio libre, aun si eres prominente. Muévase a los asientos traseros y hay una cantidad aceptable de espacio para las piernas y una cantidad aceptable de espacio para la cabeza, siempre y cuando sus usuarios no sean considerablemente más altos que seis pies y ocho.

El XV es como un montañero en ropa de trabajo: su aptitud todoterreno está presente aun si está esconde bajo la carrocería de un sedán central.

Con independencia de su altura, en el momento en que conduce el XV se sienta bastante erguido y no hay puntos ciegos bastante incómodos mientras que navega por las angostas calles de la región.

Tome el XV por un sendero rural sinuoso y siéntase mucho más atrapado en las curvas cerradas de un Nissan Qashqai, pero el Subaru verdaderamente tiene sentido en el momento en que se está aventurando fuera de los caminos trillados. Allí, la vectorización de par, un robusto sistema de tracción en las 4 ruedas y un control adelantado de descenso de atentos aprovechan al límite la poca tracción libre.

Lamentablemente, no existen muchos puntos refulgentes para escoger de la gama de motores Subaru; solo puede seleccionar 2 modelos de gasolina y ninguno es turbo, con lo que no tienen la mayor sencillez que se da. Además de esto, los dos están pertrechados con una transmisión automática CVT que les deja generar un gruñido chato al apresurar.

Cuando menos el XV es seguro, en tanto que el equipo estándar incluye frenado automático de urgencia, asistente de cuidado de carril, control de crucero adaptativo y observación de punto ciego.

Por consiguiente, si ingresa al Subaru XV con la promesa de que sea un Nissan Qashqai con una insignia diferente, posiblemente se sienta decepcionado: no está tan bien construido ni es tan económico de emplear como el Qashqai. No obstante, si busca un SUV sólido segurísimo y realmente todoterreno, no hay opción mejor.

Si quiere ver ciertas elecciones, explore nuestra lista de los 10 mejores SUV en venta.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para fines de afiliación y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad